Ropa Bondage

La ropa bondage es un tipo de prendas pensadas únicamente para momentos íntimos, sin embargo algunas de estas prendas pueden ser usadas junto con ropa de calle como complemento. La más característica es la colección Maze que nos ofrece Bijoux Indiscrets, sin embargo existen otros fabricantes que ya empiezan a interesarse por este tipo de prendas íntimas y arneses bondage.

Categorías

Más vendidos en Ropa Bondage

Más productos

Prendas de sumisión que puedes lucir en la calle

El lenguaje del deseo es mucho más complejo de lo que te imaginas. Lo que a simple vista parece una cosa, a los ojos de un experto en seducción puede tener numerosos significados. Cuando escoges tus arneses de bondage o tus prendas de sumisión estás escogiendo además un modo de expresar ese mundo de fantasías eróticas que llevas dentro.

¿Y si tuvieras la oportunidad de que esas fantasías tuvieran su lugar en tu vida cotidiana? Éste es el objetivo de las prendas bondage que encontrarás en esta categoría. Complementos de vestuario muy sexys que, en función del contexto y del resto del vestuario elegido, pueden transmitir tus deseos de una forma más o menos evidente.

Prepárate para sacar tus armas de seducción más allá de los límites del dormitorio. La ropa bondage de estas colecciones te permite ampliar tus fantasías y transformar tu fondo de armario en una original invitación al placer.

Arneses de bondage que van con todo

Podrían pasar por unos atractivos tirantes, un innovador cinturón o unas originales tiras de cuero decorativas. Pero estos arneses de bondage no son únicamente un complemento de vestuario. El punto especial de estos accesorios lo pone tu imaginación: sólo a través de ella es posible descubrir los mensajes que esta ropa bondage lleva ocultos.

Estos artículos están a medio camino entre las prendas de sumisión en su sentido más tradicional, y el vestuario erótico en su vertiente más sutil y elegante. Se fabrican en cuero o materiales similares, de gran resistencia y adaptables al cuerpo mediante cierres de clip o de hebilla para que cualquier persona pueda utilizarlos.

¿Se pueden emplear como complemento de tus juegos sexuales? Sin ningún problema. Estas prendas de vestir de estilo bondage son algo más que fachada. Si te apetece integrarlas es tus prácticas eróticas más subidas de tono, puedes hacerlo con todas las garantías. Además, suelen estar preparadas para que junto a ellas utilices otro tipo de accesorios como cadenas o correas de dominación.

Y si lo único que quieres es ponerle a tu aspecto de diario un toque erótico muy personal, podrás combinarlas con tu ropa habitual sin que en ningún momento su uso resulte inapropiado fuera del contexto íntimo de tu dormitorio.

¿Qué ropa bondage comprar?

Para muchas personas, el erotismo es una manera muy personal de expresar su creatividad. ¿Lo es también para ti? La ropa bondage te invita a poner de manifiesto esa parte más seductora de tu manera de ser, de sentir, de pensar y, por supuesto, de vestir. Son prendas dotadas de una increíble carga erótica que a veces se muestra de manera muy evidente pero que en otras ocasiones son tan sutiles que podrás incluso lucirlas con tu vestuario habitual.

¿Qué es la ropa bondage?

El vestuario también influye en el placer y en las expectativas que tengas de la velada. En el caso de la ropa bondage, las prendas eróticas tienen un look con acabados especialmente brillantes y atractivos.

Esto se debe a que muchas de estas propuestas de vestuario están fabricadas en materiales como el látex o el cuero. Esto hace que la persona dominante tenga un aspecto más intimidante que refuerza su posición de poder.

¿Qué tipos de ropa bondage hay?

La ropa fetish está pensada para dar un aspecto desafiante e intimidador. En los encuentros fetish, la persona dominante emplea este tipo de vestuario para consolidar su posición de superioridad sobre la persona sometida. ¡Y funciona!

La ropa fetichista recurre a materiales llamativos como el látex, el cuero y el vinilo. Los acabados brillantes y con aspecto húmedo son también una marca distintiva de este tipo de prendas.

Es posible dividir el vestuario fetish en varias categorías atendiendo a este tipo de detalles. Veámoslo más en profundidad.

Ropa de cuero

Puede ser cuero natural o cuero sintético (más económico, pero de menos calidad). La ropa fabricada en cuero natural es muy resistente y ofrece unos acabados extraordinarios.

Algunas pistas para reconocer este tipo de tejidos en una prenda fetish son:

  • El acabado brillo mate.
  • Cierta rigidez.
  • Una increíble resistencia.
  • Precio algo elevado.

Ropa de látex

También tiene un efecto visual muy llamativo, pero si por algo destaca es por su manera de ajustarse al cuerpo. Para usar prendas de látex hay que tener un poco de experiencia porque verdaderamente es como llevar una segunda piel.

Las prendas de látex se caracterizan por:

  • Acabados en mate o en brillante.
  • Cierta flexibilidad.
  • Ajuste muy ceñido.
  • Precio elevado.

Ropa lacada

Es un material bastante parecido al látex en cuanto a aspecto, pero con un precio algo más reducido. En realidad, suelen ser prendas de tela de algodón o sintética que han sido tratadas con lacas para darle ese aspecto distintivo.

Si quieres reconocer si una prenda está lacada, presta atención a los siguientes detalles:

  • La superficie se cuartea con más facilidad.
  • El aspecto es muy brillante.
  • El taco es más flexible.
  • Tiene un precio bastante económico.

Ropa con acabado mojado

Es lo que se denomina wetlook y está a la orden del día en lo que a vestuario fetish se refiere. Comparte muchas características con la ropa lacada, pero su calidad es bastante inferior a la de todas las opciones que ya hemos comentado.

Sus rasgos más característicos son:

  • Gran flexibilidad.
  • Brillo con aspecto húmedo.
  • Calidad baja.
  • Precios muy económicos.

¿Para quién es la ropa bondage?

Hay ropa bondage para chico y para chica. En ambos casos, la intención de estas prendas es provocar un aspecto intimidador para que la persona sometida se sienta débil frente a la persona dominante.

No toda la ropa fetish alcanza el mismo nivel de erotismo. De hecho, hay algunas prendas más discretas que se pueden utilizar también fuera del dormitorio, cuando quieras lucir un look supersexy en alguna fiesta o evento.

Otras prendas son 100 % eróticas y pensadas para quienes desean pasar un buen rato en casa en compañía de su pareja y durante una sesión de fetish. Tanto para hombre como para mujer, hay opciones para todos los gustos: faldas, tops, ligueros, corsets, calzoncillos, arneses, gorras, máscaras...

¿Cómo usar la ropa bondage?

La ropa bondage está pensada para impresionar. Así que, cuanto más llames la atención y más imponga tu imagen, mejor. El objetivo es que la persona sumisa se sienta en clara inferioridad con respecto a la dominadora. Eso se consigue fácilmente con algunos truquitos de diseño y con la elección de los materiales más adecuados.

La ropa de fetish o bondage se puede combinar fácilmente con las prendas de lencería más sexy. De hecho, ¡hay lencería para hombre y para mujer que ya tiene ese toque genuino! Es una estupenda oportunidad para sentirte sexy durante todo el día, aunque no se descubra el pastel hasta que estés a solas con tu pareja en el dormitorio.

También las prendas BDSM son prendas de roles. Por eso este tipo de vestuario encaja muy bien en todo tipo de juegos eróticos.

¿Cómo cuidar la ropa bondage?

Si haces una inversión importante en ropa bondage de calidad, seguro que quieres que ofrezca su mejor aspecto durante mucho tiempo. Por suerte, lo tienes muy fácil para conseguir este objetivo sin apenas esfuerzo.

Sin embargo, el empleo de diferentes tipos de materiales en la fabricación de estas prendas puede condicionar de manera notable el tratamiento que deben recibir para lucir como nuevas.

Te explicamos algunos trucos para que no te encuentres con sorpresas a la hora de dale un perfecto mantenimiento a tu fondo de armario fetish.

  • Ropa de látex

    Lo más fácil es limpiarla con un poco de agua y jabón y secarla con una bayeta después para que la humedad no se quede en esta por mucho tiempo. Al igual que sucede con los preservativos de látex, incompatibles con el uso de aceites corporales, olvídate de aplicar aceites en una prenda de látex porque acabarías destrozándola.

    Los aceites dejarán manchas permanentes en estos tejidos del mismo modo que lo hará la luz directa del sol, así que guárdalas en un lugar bien protegido. Tampoco debes almacenarlas cerca de objetos punzantes.

  • Ropa de cuero

    El cuero es un material muy resistente, pero no soporta las altas temperaturas. Puedes lavar tus prendas pasándoles un paño humedecido con agua y jabón y secándolas inmediatamente después. Nunca dejes tus prendas de cuero al sol si quieres que te duren muchísimo tiempo.

    ¿Un truco para que conserve su flexibilidad? Puedes engrasar estas prendas de vez en cuando con los productos adecuados para este fin.

  • Ropa lacada

    Revisa la etiqueta antes de dar cualquier paso. Muchas de estas prendas se pueden meter directamente en la lavadora, y es un tiempo precioso que te ahorras en el lavado.

    Pero bajo ningún concepto se te ocurra meterla en la secadora. El lacado especial que lleva en la superficie podría verse perjudicado.

  • Ropa de aspecto húmedo

    Aunque es la menos resistente de todas, ofrece una gran ventaja: la puedes lavar en la lavadora sin problemas. No obstante, el lavado a mano siempre garantiza una vida útil más larga porque la prenda sufre menos.

    En cualquier caso, no la metas nunca en la secadora. Deja que se seque al aire.

Prendas de sumisión que puedes lucir en la calle

El lenguaje del deseo es mucho más complejo de lo que te imaginas. Lo que a simple vista parece una cosa, a los ojos de un experto en seducción puede tener numerosos significados. Cuando escoges tus arneses de bondage o tus prendas de sumisión estás escogiendo además un modo de expresar ese mundo de fantasías eróticas que llevas dentro.

¿Y si tuvieras la oportunidad de que esas fantasías tuvieran su lugar en tu vida cotidiana? Éste es el objetivo de las prendas bondage que encontrarás en esta categoría. Complementos de vestuario muy sexys que, en función del contexto y del resto del vestuario elegido, pueden transmitir tus deseos de una forma más o menos evidente.

Prepárate para sacar tus armas de seducción más allá de los límites del dormitorio. La ropa bondage de estas colecciones te permite ampliar tus fantasías y transformar tu fondo de armario en una original invitación al placer.

Arneses de bondage que van con todo

Podrían pasar por unos atractivos tirantes, un innovador cinturón o unas originales tiras de cuero decorativas. Pero estos arneses de bondage no son únicamente un complemento de vestuario. El punto especial de estos accesorios lo pone tu imaginación: sólo a través de ella es posible descubrir los mensajes que esta ropa bondage lleva ocultos.

Estos artículos están a medio camino entre las prendas de sumisión en su sentido más tradicional, y el vestuario erótico en su vertiente más sutil y elegante. Se fabrican en cuero o materiales similares, de gran resistencia y adaptables al cuerpo mediante cierres de clip o de hebilla para que cualquier persona pueda utilizarlos.

¿Se pueden emplear como complemento de tus juegos sexuales? Sin ningún problema. Estas prendas de vestir de estilo bondage son algo más que fachada. Si te apetece integrarlas es tus prácticas eróticas más subidas de tono, puedes hacerlo con todas las garantías. Además, suelen estar preparadas para que junto a ellas utilices otro tipo de accesorios como cadenas o correas de dominación.

Y si lo único que quieres es ponerle a tu aspecto de diario un toque erótico muy personal, podrás combinarlas con tu ropa habitual sin que en ningún momento su uso resulte inapropiado fuera del contexto íntimo de tu dormitorio.


Discreción total Tu pedido se entregará sin distintivos ni marcas.


Envíos 24-48 horas Recibe tu pedido al día siguiente en península.


Devolución 1 año Dispones de hasta 1 año para devolver tu pedido.


¿Dudas o preguntas? Resuelve tus dudas gracias a nuestro equipo de especialistas.