Lubricantes

Los lubricantes eróticos son un complemento que no debe de faltar en tus relaciones, tanto en solitario como en pareja. Añadir ese toque de lubricación extra mejorará tus experiencias sexuales y hará que notes la diferencia. Con base agua para que sean compatibles también con tus juguetes eróticos, de base silicona, lubricantes específicos para la zona anal con efectos calmantes...

por página

Top ventas en Lubricantes

Más productos

¿Qué son los lubricantes sexuales?

No hay relaciones sexuales satisfactorias sin una correcta lubricación. El propio organismo se encarga de generar estos fluidos en los momentos de excitación, pero no siempre resultan suficientes. Lo mejor es emplear lubricantes sexuales para garantizar unas relaciones más deslizantes, placenteras y seguras.

¿Por qué es importante utilizar lubricantes sexuales?

No siempre contamos con la lubricación natural necesaria para una penetración agradable. Esa sequedad en la piel aumenta la fricción y provoca incomodidad e incluso desgarros o heridas, dependiendo del volumen y la intensidad de la penetración.

Por otro lado, en el ano ni siquiera existe esta lubricación natural, por lo que es indispensable un poco de ayuda para que tus relaciones anales sean plenamente satisfactorias.

No hay que olvidar que los lubricantes sexuales se comercializan en múltiples formatos y con diferentes propiedades. No solo funcionan como una eficaz fuente de hidratación sino que te ayudan a experimentar nuevas sensaciones durante el sexo.

Tipos de lubricantes según su composición

Cuando vayas a adquirir un lubricante sexual, lo primero que debes tener en cuenta es su base de composición. Básicamente existen dos tipos de producto:

  • Lubricantes con base de agua: de tacto ligero y acuoso, no manchan y la piel los absorbe rápidamente. Son compatibles con el látex y la mayoría de los juguetes eróticos.

  • Lubricantes de silicona: son un producto más concentrado y sus efectos duran más ya que se quedan sobre la piel y no se diluyen ni se evaporan. Por el contrario, cuesta más limpiarlos y no son compatibles con los juguetes de silicona.

Un lubricante íntimo para cada ocasión

Eso de que la lubricación es una parte imprescindible en las relaciones íntimas ya lo tenemos claro. Lo que en ocasiones genera dudas es la elección del tipo de lubricante más adecuado.

Aparte de la base de composición, tienes la posibilidad de elegir entre lubricantes sexuales con diferentes propiedades: con sabores, con efecto retardante, lubricantes anales, energizantes...

Experimenta con todas modalidades de lubricación y sus diferentes formatos (gel, crema, bolas, sprays...) y encuentra la solución de hidratación que más te conviene durante la masturbación, la estimulación con accesorios eróticos o el sexo en pareja. Por ejemplo: para la estimulación oral pueden ser interesantes los lubricantes con sabores que aportarán ese toque dulce a las sensaciones.

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la psicóloga y sexóloga Rosa Navarro el 30 de octubre de 2020.