Huevos Vibradores

Los huevos vibradores forman parte de los juguetes que más popularidad han ganado en los últimos tiempos. Se controlan gracias a su mando, que puede funcionar a través de un pequeño cable o bien por control remoto. ¿Te imaginas todo lo que se puede hacer con este tipo de juguetes si le cedes el control de tu huevo vibrador a otra persona? El límite lo pones tú...

Categorías

Más vendidos en Huevos Vibradores

Más productos

¿Qué es un huevo vibrador?

Un huevo vibrador es un juguete sexual que se controla por mando a distancia, pensado para que lo lleves en la vagina sin que nadie más sepa que lo tienes puesto. Puedes darle el mando a tu pareja y jugar, ya sea fuera o dentro del dormitorio...

¿Cómo poner un vibrador en forma de huevo?

Los huevos vibradores se introducen en la vagina para disfrutar de la estimulación. Si quieres facilitar su inserción, recuerda utilizar un lubricante de base agua que será compatible con tus juguetes.

¿Cuál es el huevo vibrador más potente?

El huevo vibrador Eggo de Diversual es uno de los huevos vibradores más potentes, sin dejar de ser silencioso. Tiene 7 modos de vibración con 4 velocidades cada uno y con una duración de la batería de 80 minutos a máxima potencia.

¿Cómo funciona el huevo inalambrico?

Un huevo inhalámbrico está pensado para introducirlo en la vagina y manejarlo con su mando a distancia. Puedes manejarlo tú misma o darle el control a otra persona, para jugar ya sea en casa o fuera. Una cita especial, una tarde en el cine... nadie sabrá que lo llevas puesto.

¿Para quién son adecuados los huevos vibradores?

Un huevo vibrador es un juguete orientado principalmente a las chicas. Admite tanto el uso superficial como la inserción en la vagina.

Dependiendo del modelo, hay huevos vibradores de una única velocidad y huevos multifunción que permiten la masturbación con diferentes ritmos y niveles de intensidad. El control puede ser con un botón en el juguete o bien remoto.

Este tipo de estimuladores suele tener unas dimensiones compactas y un funcionamiento silencioso. Es ideal para chicas que viajan a menudo y no quieren dejarse el placer en casa.

También te gustarán si estás buscando un juguete con el que divertirte en la ducha. La mayoría de ellos está fabricado en materiales resistentes al agua e incluso hay opciones sumergibles.

¿Qué tipo de huevo vibrador quieres?

El diseño de un huevo vibrador suele ser siempre bastante parecido. Lo que más cambia de un modelo a otro es el volumen del juguete y las prestaciones que ofrece.

Lo más recomendable es empezar por un huevo compacto y de poco peso, que te resulte fácil de manejar y que puedas insertar y extraer sin complicaciones. Los modelos clásicos de cuerpo estrecho y líneas redondeadas son los ideales para esas primeras experiencias.

Una vez que hayas adquirido cierta práctica, puedes atreverte con opciones más voluminosas o formas un poco diferentes. No dejes de probar los huevos vibradores para el Punto G. Te ayudarán a descubrir un mundo de sensaciones que no habías ni imaginado.

También puedes añadir matices a la estimulación de otras formas: huevos multivibración, sumergibles, con control remoto... Ten muy en cuenta las combinaciones de uso que ofrece cada producto y sus alternativas de control. Poder controlar el huevo vibrador a distancia mediante un mando o con una app instalada en el móvil siempre es una ventaja.

Si quieres invertir en un juguete erótico ecofriendly, pásate a las opciones recargables. Hoy en día la mayoría de los huevos vibradores funcionan con baterías de larga autonomía que se recargan por conexión USB. En muy poco tiempo tendrás tu huevo de vibración listo para la acción sin generar más residuos para el planeta.

Y si aparte de estimulación quieres aprovechar este momento para poner en forma tu musculatura pélvica, hazte con un huevo para el entrenamiento Kegel. Incluyen programas de movimiento que te ayudan con los ejercicios de contracción y relajación de las paredes vaginales para que disfrutes de una buena salud íntima.

¿De qué material está hecho un huevo vibrador?

El material de fabricación de un huevo vibrador es un aspecto clave en las sensaciones que puedes experimentar con él. Los materiales más empleados en este tipo de juguetes eróticos son:

  • Silicona: es uno de los más recomendados, por su suavidad y su versatilidad. Los huevos vibradores de silicona son los más sedosos, muy agradables al tacto. En combinación con un buen lubricante de base acuosa, este tipo de huevos te pueden proporcionar las caricias más suaves y excitantes.

  • ABS y TPE: son huevos vibradores de plástico seguro. Se sienten algo más rígidos que los huevos de silicona, pero son igualmente suaves y con acabados redondeados que facilitan su inserción.

  • Acabados especiales: muchos huevos vibradores emplean combinaciones de materiales o acabados especiales que añaden otros matices a la masturbación. Este tipo de huevos son ideales si quieres experimentar con aspectos como la temperatura, ya que puedes enfriar o calentar su superficie.

¿Cómo se carga un huevo vibrador?

Cuando adquieres un juguete erótico vibrador, es conveniente que tengas en cuenta qué tipo de alimentación necesita. Hay dos alternativas básicas a la hora de poner un huevo vibrador a punto para su funcionamiento:

  • Pilas

    Los huevos vibradores que funcionan con pilas son los más económicos. Aunque cada vez quedan menos modelos que recurran a esta opción, muchas marcas siguen trabajando con esta línea de producto para ofrecer opciones asequibles a sus clientes.

    La principal ventaja de estos huevos vibradores es que solo tienes que reemplazar las pilas gastadas por unas nuevas. El juguete está disponible al instante.

    Lo mejor si usas un huevo vibrador de pilas es comprar pilas recargables. Podrás sacarlas del juguete y recargarlas en una base para poder reutilizarlas. Es una opción mucho más económica y menos contaminante.

    Desventajas: un huevo vibrador a pilas tiene una autonomía bastante limitada. Además, si no dispones de pilas de recambio en casa, te puedes quedar colgada cuando más lo necesites.

    A menos que tengan un compartimento estanco, no es demasiado habitual que los huevos vibradores a pilas se puedan usar en la ducha o en la piscina. Es una limitación que deberás tener en cuenta si tienes intención de utilizar tus juguetes eróticos en este tipo de circunstancias.

  • Batería recargable

    La mayoría de los huevos vibradores modernos ya incluyen baterías recargables. Es una alternativa mucho más práctica y sostenible con la que no generas residuos.

    Las baterías de los huevos vibradores tienen amplia autonomía, por lo que puedes disfrutar de tus juguetes eróticos favoritos durante más tiempo. Es una forma de uno mucho más eficiente.

    La recarga se realiza casi siempre mediante una conexión por USB. Es una ventaja ya que podrás recargar tu juguete con el mismo cargador que empleas para el móvil o la tablet.

    Desventajas: el único pero de un huevo vibrador con batería recargable es que, si te despistas y no recargas en el momento oportuno, no te queda otra más que esperar para poder tenerlo en funcionamiento.

    Por otro lado, los huevos vibradores con baterías recargables tienen un precio muy elevado. Aunque esto solo es una limitación en el momento de la compra, porque realmente no tardarás en amortizar esa inversión. Además, tanto por el ahorro en pilas como por la comodidad de las recargas, es una opción que a la larga te va a resultar mucho más práctica.

¿Cómo limpiar un huevo vibrador?

Si quieres disfrutar de tu huevo vibrador durante mucho tiempo, es importante que le des un buen mantenimiento. Eso no implica solo la típica limpieza rápida durante su uso, sino tener en cuenta algunos otros aspectos básicos de higiene y almacenamiento.

  • Limpieza tras su uso

    Cada vez que termines de usar tu huevo vibrador deberás limpiarlo prestando atención a los detalles. La superficie de los huevos vibradores es lisa y redondeada, por lo que no hay problema de que se queden restos atrapados en ninguna zona. Sin embargo, hay que tener un cuidado especial con el material para no dañarlo.

    El método más sencillo y efectivo de limpiar un huevo vibrador es emplear agua tibia y jabón neutro. Esta solución funciona con todo tipo de materiales, por lo que nunca te va a dar problemas.

    Cuando laves el huevo vibrador en el grifo, ten cuidado de no restregar muy fuerte la superficie y de no dañarlo con las uñas. Debe mantenerse liso y uniforme para seguir ofreciéndote las mejores experiencias.

  • Higienización

    De forma periódica, utiliza productos antibacterianos y antifúngicos para higienizar tu huevo vibrador. Aunque si le haces un mantenimiento regular después de cada uso es muy difícil que se formen colonias de bacterias, conviene no bajar la guardia.

    En el catálogo de Diversual encontrarás productos específicos para la limpieza de juguetes eróticos. Tienen formato líquido, spray o tipo gel, y son tan respetuosos con el material de fabricación del juguete como con tu piel.

    Las opciones líquidas resultan por lo general más económicas. Hay botes de diferentes tamaños y cunden mucho. Pero el spray es más práctico y las partículas llegan a todos los rincones. Un par de pulverizaciones y acabas con cualquier amenaza que pudiera estar presente en tu huevo vibrador.

  • Almacenamiento

    Lo mejor es que cada juguete erótico tenga su propio espacio de almacenamiento, como una bolsita o un pequeño neceser. No conviene meter varios accesorios en un mismo lugar poque el roce entre estos puede hacer que se dañen los materiales y que ya no resulten tan suaves al tacto.

    Muchos de los huevos que puedes adquirir en nuestra tienda ya incluyen una solución de almacenamiento. Y si no, puedes echar un vistazo a nuestro catálogo para ver qué alternativas te ofrecemos.

Categorías de los huevos vibradores

  • Huevos vibradores inalámbricos: son los más buscados, ya que se activan a distancia desde su mando. La persona que tenga el control decidirá también el tipo y la intensidad de la vibración.

  • Huevos vibradores con cables: el mando de control va conectado al juguete mediante un cable que permitirá elegir los distintos patrones de vibración.

  • Huevos vibradores sin control remoto: funcionan mediante un interruptor que se acciona desde el propio dispositivo.

Todos los huevos vibradores incorporan un hilo para que puedas extraerlo una vez has terminado de usarlo.

Características comunes de un huevo vibrador

Las especificaciones que más se valoran cuando buscas tu huevo vibrador son las siguientes:

  1. Tamaño discreto: los huevos vibradores suelen ser de pequeño tamaño, para que puedas disfrutar de ellos de manera discreta tanto dentro como fuera del dormitorio.

  2. Agradables al tocarlos: el material del que están fabricados suele ser plástico ABS. Es un material sedoso pero rígido a la vez, sin poros para que pueda lavarse con facilidad.

  3. Con mando a distancia: poder manejar a distancia la vibración sin que tengas que tocar el juguete te permite poder disfrutar de él vaginal o analmente mientras las manos están libres. Si quieres añadir un plus a la experiencia, cédele el control a tu pareja.

  4. Silenciosos: dependiendo de la potencia del juguete este será más o menos silencioso. Ten en cuenta esta característica si quieres disfrutar de él en lugares públicos.

Ejercicios de Kegel para la musculatura del suelo pélvico

Igual que ocurre con las bolas chinas, los huevos vibradores pueden ayudar a mejorar y mantener la salud del suelo pélvico gracias a los movimientos de contracción y relajación involuntarios que ocurren mientras lo llevas puesto.

Sus distintos niveles de vibración pueden contribuir a poner a tono la musculatura ayudando a mejorar patologías como el prolapso uterino y/o la incontinencia.

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la psicóloga y sexóloga Rosa Navarro.


Discreción total Tu pedido se entregará sin distintivos ni marcas.


Envíos 24-48 horas Recibe tu pedido al día siguiente en península.


Devolución 1 año Dispones de hasta 1 año para devolver tu pedido.


¿Dudas o preguntas? Resuelve tus dudas gracias a nuestro equipo de especialistas.