Punto G

Los vibradores de tipo Punto G estas diseñados de una forma especifica para estimular una zona interna de la mujer denominada punto G. De esta manera se pueden tener orgasmos que con otro tipo de artículo sería imposible. Es una experiencia nueva que no todo el mundo conoce. Te ofrecemos toda una gama de vibradores que conseguirán dar una visión nueva de la estimulación y que te llevarán a unos orgasmos de otro nivel.

por página
Mostrando 1 - 25 de 120 productos
Mostrando 1 - 25 de 120 productos

¿Qué son los vibradores punto G?

Muchos hombres desearían tener la pericia de estos juguetes sexuales a la hora de acceder a la zona más explosiva de las mujeres. Pero los resultados que ofrecen estos vibradores Punto G superan con creces la pericia de muchos amantes porque están diseñados específicamente para llegar a ese lugar que te hace temblar de excitación.

Diferencias entre los vibradores punto G y los vibradores tradicionales

La manera más fácil de distinguirlos es atendiendo a su curvatura. Los vibradores diseñados para la estimulación del Punto G tienen que acceder a una zona de la vagina que se encuentra justo detrás del clítoris. Precisamente la estimulación de esta zona resulta tan placentera porque es la que controla el ritmo del órgano de placer femenino por excelencia.

Modelos de vibradores que estimulan el punto G

Aunque el objetivo es siempre el mismo, algunos de estos juguetes sexuales están diseñados para incrementar el placer que se obtiene accediendo al Punto G con el que se produce al estimular las zonas del exterior.

Estos vibradores se dividen en dos grupos:

1. Vibradores solo para el punto G: suelen ser dispositivos de tamaño más reducido que en el caso de los vibradores tradicionales porque su cometido es exclusivamente llegar a tu Punto G. Tienen una atractiva forma ondulante y normalmente son de silicona.

2. Doble estimulación: funcionan de manera simultánea sobre el clítoris (con los populares conejitos rampantes) y el Punto G. Ofrecen, por lo tanto, una doble estimulación: interna y externa.

Aparte de esta distinción, los vibradores punto G se pueden catalogar también en función del material de fabricación. Los más populares son los de silicona, aunque en determinados casos se utilizan materiales más flexibles (como la gelatina) que permiten imprimir en su cuerpo texturas estriadas, bolas u otras formas estimulantes.

En cuanto a los modos de vibración, en la mayoría de los casos estos juguetes están provistos de varios patrones de velocidad y movimiento para que puedas usarlos de manera diferente en cada ocasión.

Mitos y verdades sobre el orgasmo vaginal

Es cierto que la mayoría de las mujeres son clitóricas, es decir, llegan al clímax a través de la estimulación directa o indirecta de su clítoris.

Los orgasmos vaginales son menos frecuentes, pero todo es cuestión de práctica. Con juguetes como estos podrás explorar una zona de tu cuerpo en la que también puedes obtener explosiones de placer aunque seas clitórica. Los orgasmos que se producen en el interior de la vagina son tan intensos que en determinadas mujeres incluso se produce un efecto muy similar al de la eyaculación masculina.

En contraposición a los orgasmos clitóricos, los vaginales pueden repetirse varias veces durante una misma relación sexual. Sin embargo el clítoris, tras el orgasmo, suele volverse demasiado sensible convirtiendo la estimulación en una sensación que en ocasiones resulta más molesta que placentera.