Cómo hacer un trío | Consejos y recomendaciones

Cómo hacer un trío | Consejos y recomendaciones

|

Este artículo ha sido verificado y aprobado por la psicóloga y sexóloga Susana Ivorra el 22 de diciembre de 2020.

El trío es la fantasía por excelencia, tanto en personas con pene como en personas con vulva. Y como tal, ya se sabe lo que se dice de las fantasías: el primer paso para realizarlas es imaginarlas.

El trío, la fantasía sexual por excelencia, es realizable si sabes cómo.

Si estás leyendo estas líneas es probable que hayas sentido curiosidad por esta práctica o que tengas en mente desde hace tiempo hacerla realidad pero sin saber cómo. Quizá alguna vez te lo han propuesto pero no has sabido cómo reaccionar por no saber cómo comportarte o qué hacer llegado el momento. Puedes estar tranquilx: hemos elaborado este artículo para explicarte todo lo que necesitas saber para hacer un trío.

Todo el mundo puede formar parte de un trío

Todo el mundo puede formar parte de un trío, solo hay que saber cómo.

TIPOS DE TRÍO

Un trío es una práctica sexual en la que participarán tres personas, como su propio nombre indica. Es la fantasía por excelencia tanto en personas con vulva como en personas con pene. Y resulta tan estimulante porque combina diferentes factores que juntos multiplican el placer: la posibilidad de cambiar de pareja junto con la opción de estar con alguien desconocido, o recibir las atenciones de dos personas a la vez… En este caso, tres no serán multitud.

Las combinaciones son variadas: un trío en el que todo son personas con pene, un trío de personas con vulva, un trío de dos personas con vulva y una con pene, un trío de dos personas con pene y una con vulva…

Un trío puede ser una experiencia muy enriquecedora, siempre que se está preparadx.

A lo largo de tu vida sexual puedes tener la oportunidad de participar en un trío varias veces, pero no será igual si estás en pareja (y tu pareja participa), o si lo practicas en un momento en el que estás solterx. Por eso hemos realizado esta clasificación.

  • TRÍO ESTANDO EN PAREJA/CON TU PAREJA.

    Invitar a una persona a formar parte de tu relación y tu intimidad requiere de una seguridad y una autoestima muy altas. Si las bases de tu relación están bien asentadas, la experiencia del trío puede ser muy enriquecedora pero llegar a ello sin que alguna de las partes esté convencida puede abocar al desastre.

    Como ya te hemos contado, en una relación la comunicación es algo fundamental: es muy importante que hables con tu pareja y dejes que ella también hable. Debatid abiertamente si realmente estáis preparadxs para aceptar todo lo que puede pasar durante un trío. ¿Qué es lo que más os excita de realizar esta fantasía y qué es lo que no os gusta nada de la idea? ¿Qué tipo de trío os apetece más?

    Parece una regla sencilla pero no es tan fácil como puede aparentar: pensad que habrá otras personas implicadas y esas personas interactuarán tanto contigo como con tu pareja ¿cómo de activamente quieres participar? ¿Estás preparadx para ver y disfrutar de algo así sin que haya reproches en la relación?

    Si os apetece, ¡hacedlo! No tenéis por qué sentiros mal o culpables si es algo consensuado por ambas partes. La máxima a seguir en estos casos debe ser algo así como “lo que pasa durante el trío, se queda en el trío”. Podréis hablar de las situaciones que os han gustado más o menos, pero es importante entender que forma parte de una especie de juego, una experiencia, y que es solo eso.

  • TRÍO ESTANDO SOLTERX.

    Hacer un trío estando solterx puede parecer un poco más fácil porque no hay que preocuparse de las posibles consecuencias que pueda acarrear en la pareja. Sin embargo puede ser más complicado encontrar a los integrantes de nuestro particular “ménage à trois” ya que estando solx necesitarás sumar 2 personas más a la ecuación final.

    La parte positiva es que puedes realizar un trío con desconocidos, sin que haya ningún tipo de vinculación emocional con  ninguna de las partes. Sin embargo esto también tiene una parte negativa que en el sexo es muy importante: estarás frente a dos personas que no conoces, y de las que tampoco conoces sus gustos sexuales. Tendrás que estar muy atentx a las señales sin olvidar nunca que un trío está formado por 3, por lo que busca el placer mutuo y trata como te gustaría ser tratadx.

Trío estando en pareja

Si estás en pareja, es importante que ambas partes estéis de acuerdo antes de hacer un trío.

CÓMO ENCONTRAR A LA TERCERA PERSONA

Si ya te has decidido a dar el paso es posible que te estés preguntando cómo o dónde encontrar al resto de integrantes de ese trío. Ten en cuenta que la ocasión de practicarlo o de unirse puede ser algo no premeditado. Un trío puede surgir prácticamente en cualquier ambiente y a cualquier hora del día, siempre que haya predisposición de las diferentes partes.

Cualquier situación es buena para propiciar un trío, siempre que haya actitud.

Aun así, si necesitas lugares más específicos en los que buscar, te damos algunas pautas:

  • Amistades: habla con amigxs que tengan más experiencia en el tema. Quizá no te lo hayas planteado pero es posible que haya voluntarixs más cerca de lo que crees.

  • Aplicaciones de citas: aunque parezca la opción más obvia hay veces que la pasamos por alto. Cada vez son más las parejas o personas solteras que utilizan este tipo de aplicaciones para conocer gente que quiera formar parte de sus fantasías.

  • Foros, blogs...: Internet es un lugar infinito lleno de información. Hay comunidades online en las que puedes encontrar al resto de los integrantes de tu fantasía sexual.

  • Clubs de intercambio de pareja: los clubs liberales o de intercambio de pareja son lugares propicios para conocer gente interesada en hacer tríos y pueden ser el lugar idóneo en el que empezar a experimentar.

Dónde buscar

¿Sabes dónde buscar al resto de integrantes para hacer un trío?

CONSEJOS ANTES DE REALIZAR UN TRÍO

Si ya te has decidido a experimentar, déjanos decirte que hay algunos puntos a tener en cuenta antes de realizar un trío.

En el sexo todo es mejor si hay comunicación, aún más en el caso de un trío.

  • Reglas, normas y límites: antes de iniciar cualquier encuentro es importante que pactéis qué queréis hacer, qué no, qué prácticas os gustan, hasta dónde estáis dispuestos a llegar… etc. De esta forma tendrás mucho más claro lo que pueda ocurrir.

  • Comunicación: como siempre te decimos en torno a la sexualidad, la comunicación es la clave. Decir qué te gusta, cómo te gusta, si hay algo que te está incomodando, si algo te está gustando especialmente y quieres continuar, preguntar cómo se sienten las otras personas… La comunicación debe ir siempre en las dos direcciones (en este caso, en las tres).Tanto preguntar como contestar durante el sexo es fundamental para que la experiencia sea aún más satisfactoria.

  • Protección: al igual que en toda relación sexual, más aún si no conocemos tanto a alguna de las partes, es fundamental estar protegidos frente a ITS no deseadas. Si necesitas aprovisionarte te recomendamos visitar nuestra condonería. 

  • Ambiente adecuado: luz ténue, música, velas… prepara un lugar cómodo envuelto de un ambiente sensual que invite a hablar y a interactuar mientras poco a poco va subiendo la temperatura.

  • De menos a más: hay una primera vez para todo, o quizá ya tienes experiencia en esto de los tríos pero el resto de los integrantes no. Es normal llegar con nervios al momento por lo que siempre es mejor empezar poco a poco.

  • Celos e inseguridades: tanto si estás en pareja como si no, es importante que aclaréis los frentes desde el principio e intentéis en todo momento que ninguna de las partes se quede aislada durante el juego.

  • Ajusta las expectativas: la fantasía de hacer un trío puede ser muy excitante para muchas personas, pero a veces la realidad no supera a la ficción y es posible que no sea como imaginabas. En ese caso siempre puedes devolver a la fantasía a su lugar tu imaginación, o probar de nuevo para mejorar lo que creas que podría haber sido diferente.

1 + 1 suman más de 2 a veces

1 + 1 suma más de 2 a veces.

POSTURAS PARA HACER UN TRÍO

Ya conoces toda la teoría, pero ahora es hora de ponerse manos a la obra (o al menos de saber cómo hacerlo llegado el momento). A nivel logístico, hay posturas de pareja que no pueden ser adaptadas tan fácilmente al momento del trío. ¡Que no cunda el pánico! Te traemos las mejores alternativas para que el disfrute sea el máximo para todas las partes:

  • 1. LA DOBLE PENETRACIÓN

    En esta posición, dos personas se colocan como en la posición clásica del misionero (tumbada, una frente a otra), mientras que la persona que va a ejercer la penetración se colocará detrás. De esta forma puede ir alternando entre ellas y también entre tipos de estimulación (anal/vaginal) mientras se favorece la comunicación entre todas las partes. Esta postura se puede complementar también con un arnés para hacer que la penetración sea triple en este caso. 

    La doble penetración

    La doble penetración.

  • 2. EL PERRITO VIP

    Esta posición es otra variante de la clásica postura del perrito del Kamasutra original. En esta postura habrá dos personas que se colocarán en esa posición, es decir a cuatro patas mientras la persona que se encuentra atrás realizará la penetración. A esta posición hay que añadir que la tercera persona estará tumbada boca arriba mientras la persona que recibe penetración del perrito le está realizando a su vez sexo oral. Esta postura se puede complementar también con juguetes tipo vibradores para estimular a la persona que está debajo.

    El perrito VIP

    El perrito VIP.

  • 3. EL 69 + 1

    En esta posición, dos de las personas se colocarán enfrentadas una a otra haciendo que coincida su boca con los genitales de la otra parte, como ocurre en la postura del 69 original. La tercera persona se colocará en la parte de atrás para poder ejercer la penetración, ya sea de manera anal o vaginal, con o sin arnés. Es una posición muy versátil ya que se puede intercambiar el sexo oral con la estimulación mediante juguetes.

    El 69 + 1

    El 69 + 1.

  • 4. EL RITUAL

    El ritual es la postura perfecta si lo que se quiere es disfrutar del sexo oral y de la penetración, ya sea anal o vaginal. Lo ideal es que la parte que ejerce la penetración está de pie, por lo que es una postura que se recomienda para hacer sobre una cama, un sofá o una mesa algo elevada. La persona que está en la parte central puede disfrutar de dar sexo oral mientras está recibiendo estimulación por penetración.

    El ritual

    El ritual.

Hacer un trío puede ser emocionante, liberador y muy instructivo, a la vez que interactúas sexualmente con otras personas.

Un trío puede despertar tus sentidos, ¿te animas a ello?

520543355

No importa con quién, ni cuándo, ni dónde, siempre y cuando ocurra de mutuo acuerdo y de manera consentida. En la imaginación y la sexualidad no hay límites. Y si tienes pareja y deseas realizar la fantasía del trío, no olvides que puedes compartir también con ella tus deseos. Una buena comunicación sexual puede abriros las puertas hacia nuevas sensaciones y traer aire fresco a vuestra relación.

Ahora ya tienes todas las pautas para poder realizar un trío, de ti depende que esa fantasía se haga o no realidad.

En el caso de los tríos, tres no son multitud

En el caso de los tríos, tres no son multitud sino todo lo contrario.

  • Todas las imágenes de este artículo han sido diseñadas y creadas por Diversual y no podrán usarse sin consentimiento previo.

¿Te ha gustado? Recibe contenido similar en tu correo.


Bárbara Montes
Bárbara Montes

Licenciada en Publicidad y RRPP por la Universidad de Girona, Máster en Estrategia y Creatividad por la Universidad Ramón Llull. Especializada en sexualidad y educación sexual y creadora de contenidos digitales.

Blog