Cómo elegir tu primer vibrador

  • Cómo elegir tu primer vibrador

INTRODUCCIÓN

¡Bienvenidos al mundo de la estimulación erótica! Todos nos sentimos un poco perdidos al principio pero con unos consejos prácticos sobre cómo elegir tu primer vibrador verás que el tema no tiene tanto misterio. En esta guía te presentamos las claves que debes tener en cuenta a la hora de elegir uno de los juguetes del amor más queridos por las mujeres.

Además, ¡olvídate! El tema del sexo está a la orden del día, y hace ya tiempo que se ha caído el velo que había sobre él. Seguro que incluso algunas de las personas más cercanas a ti, como tus amigas por ejemplo, utilizan o han utilizado alguna vez en su vida un vibrador… y seguro que las ves muy felices en su día a día.

Estimularse de forma adecuada con ayuda de un vibrador, ya sea en solitario o dentro de la pareja, ha dejado de ser un tema tabú para convertirse en un "must". Es algo habitual, que como demuestran las estadísticas ya hacen un 54% de las mujeres de las sociedades occidentales actuales.

0. ÍNDICE

Si ya sabes algo sobre los vibradores puedes ir directamente al punto que te interesa de nuestra guía. En caso contrario te recomendamos que leas cada uno de los puntos explicativos para que puedas elegir vibrador más interesante para ti.

1. PERDER EL MIEDO A LOS VIBRADORES: Vibran pero no muerden.

Perder el miedoLo más importante es que te hagas a la idea de que se trata de un juguete erótico, ¡no de un alien! Aunque en ocasiones pueden tener formas verdaderamente futuristas, un vibrador es un accesorio de este planeta, diseñado para dar placer y hacerte pasar un buen rato. Eso sí, a veces disfrutas tanto que es como si te abriera las puertas a otra dimensión.

Tanto es así, que varios estudios aseguran que actualmente ya un 53% de mujeres utilizan vibradores de forma habitual. Los hombres tampoco quieren perdérselo, el 15% ya hacen uso de vibradores para disfrutar al máximo de sus momentos más íntimos. Además, cada vez es más común que estos juguetes sexuales se utilicen en compañía y no sólo para complacerse en solitario. Se trata de una de las formas más divertidas de innovar y probar cosas nuevas con tu pareja o acompañante ya que son muchos los estudios que aseguran que con el uso de un vibrador la vida sexual ¡mejora de manera impresionante!

Entre los muchos beneficios se encuentra el aumento de la libido, facilidad en llegar al orgasmo, aumentar la excitación y lubricación de forma natural y mejora en el funcionamiento de sus órganos sexuales. ¡Así que más que verlo como un Alien, es hora de que empieces a mirarlo como tu mejor amigo!


2. TOMAR LA DECISIÓN DE ESTIMULARTE: “Yo es que siempre he sido muy… “

¿Atrevida? ¿Clásica? ¿Innovadora? ¿Natural? Cualquier adjetivo con el que te definas tiene su correspondiente versión en el ámbito de los juguetes eróticos y probablemente éste sea el mejor punto de partida a la hora de elegir tu primer vibrador.

Te sentirás más cómoda escogiendo un accesorio sexual que vaya con tu personalidad. Hay vibradores desde lo más similar a un pene de verdad hasta lo más parecido a tener un encuentro sexual con un ciborg. El color, la forma, el tamaño, el nivel de realismo, los materiales... lo más importante es elegir un juguete que vaya contigo, así que tu eres tu mejor consejera. Deja a un lado tus prejuicios y siente lo que te pide el cuerpo.

¿Decidida ya a adentrarte con este tipo de juguetes? Si todavía tienes dudas te interesará saber que sólo el 30% de las mujeres llegan al orgasmo y un 60% admite fingirlo. ¿No te gustaría ser una de las que puedan llegar todas las veces y nunca tiene que fingir nada?

Conseguir alcanzar el orgasmo es sinónimo de tener una vida sexual plena y saludable

Solo tienes que recordar que tu cuerpo se lo merece, y que tienes que mimarle y darle lo necesario. Disfrutar de tu cuerpo de una forma adecuada y divertida, hará que estés feliz contigo misma.

Tomar la decisión de estimularte

3. TIPO DE ESTIMULACIÓN QUE NECESITAS: No te pases de chula.

Esto no es una prueba de resistencia, así que nadie te va a pedir que demuestres el aguante que tienes. Por eso con tu primer vibrador es mejor que no te pases de dura. Inicialmente es mejor recurrir a texturas o recubrimientos un poco más blanditos y similares a la piel humana y a vibradores con cierto grado de flexibilidad para que la penetración no sea tan insostenible como la mirada de Chuck Norris. Y por supuesto, elige siempre materiales hipoalergénicos y libres de ftalatos que aseguren un total cuidado de tus zonas sagradas.

Piensa que el objetivo de usar un vibrador es sobre todo disfrutar más placer, conseguir alcanzar un mayor número de orgasmos o ayudar a mejorar los ya presentes. Y sobre todo ¡pasártelo bien! También sirve para conocerte un poco mejor y descubrir nuevas formas de estimulación así como puntos del cuerpo con una sensibilidad que ni conocías. Sin olvidar el probar una penetración diferente, con las sensaciones que puede conllevar jugar con otro pene (a pesar que no sea real) ya sea con pareja o sin ella.

Recuerda que cuanto mejor conozcas tu cuerpo, más posibilidades tienes de sacarle el máximo partido al orgasmo. ¡El vibrador es un paso más para llegar a conocerte mejor!

Ahora bien, algo bueno a tener claro antes de elegir tu primer vibrador es el tipo de estimulación que más te hace disfrutar. Es decir, ¿prefieres la estimulación clitoriana, vaginal o anal? Si lo tienes claro es perfecto para poder elegir el vibrador que te ayude a potenciar esa estimulación que te va a hacer tocar el cielo. Además te ayudará a descubrir diferentes formas y ritmos con los que poder estimular esa parte del cuerpo que tanto te da placer.

Si por el contrario no tienes claro cuál es la estimulación que más va contigo, ¡no hay problema! Siempre puedes ir probando diferentes vibradores hasta dar con el tipo de juguete que mejor se ajusta a tu cuerpo, o puedes directamente elegir un vibrador que permita estimular las diferentes zonas por separado o ¡a la vez! (se trata de un 2x1 en toda regla).


4. TIPOS DE VIBRADORES QUE EXISTEN: ¿Qué te propones conseguir?

Piensa bien cuál es tu objetivo de placer porque ésta es la buena noticia: ¡lo vas a lograr! Hay vibradores para todo: vagina, ano, clítoris y punto G, e incluso algunos se combinan para darte placer simultáneo en varias zonas del cuerpo.

Piensa en lo que más te excita, pide el deseo, y se hará realidad.

Sin necesidad de que intervenga ningún hada madrina, ni que un genio tenga que salir de su lámpara, ni el mismísimo señor Grey.

Pero por si acaso, si todavía tienes algunas dudas, aquí van algunas nociones que seguro querrás saber antes de elegir tu primer vibrador:

  • REALÍSTICOS

    El vibrador que por el que apuestan el mayor número de mujeres ya que simula de la mejor manera las experiencias reales. Son vibradores con formas muy similares a penes reales, de esta forma puedes disfrutar como si estuvieras con un fogoso amante que nunca se cansa. Dentro de este tipo de vibradores las hay más o menos realistas, teniendo en cuenta factores como el color, el tamaño, la forma y los materiales.

    Tenemos vibradores de color carne que, obviamente, nos harán sentir experiencias más cercanas a lo real, aunque solo sea de forma visual. Además los materiales juegan un papel muy importante, ya que podemos encontrar texturas de silicona o caucho termoplástico que imitan a la perfección el tacto de la piel humana.

    Vibradores realísticos
  • Clásicos

    Formas más modernas orientadas a la estimulación vaginal. Estos vibradores tienen un diseño más sencillo y actual a la par que efectivo, enfocado tanto al disfrute en solitario como en pareja. Aquí no encontrarás grandes tamaños pero sí caricias intensamente placenteras y juguetes con buenos motores que no permitirán que bajen las pulsaciones.

    Vibradores clásicos
  • Vibradores de masaje y clítoris

    ¡El santo grial por excelencia de los orgasmos! El preferido por las que buscan el extasis. Y no es raro, con las 8000 terminaciones nerviosas que tiene el clítoris, se convierte en la zona más sensible de la anatomía femenina.

    Se podría decir que el clítoris es el equivalente al pene en el cuerpo femenino, ya que excitar esa parte del cuerpo es la manera más rápida de llegar al orgasmo. Estudios recientes han demostrado que la mayoría de las mujeres llegan al orgasmo tan solo estimulando esta zona.

    Para alcanzar este tipo de orgasmo es perfecto cualquier vibrador que permita un masaje directo en esta parte del cuerpo. Los mejores para ello serán los masajeadores de clítoris.

    Vibradores de clítoris
  • Conejito rampante

    ¡Bendita sea la doble estimulación! ¿Qué decir que no se haya dicho ya de estas dos zonas que nos vuelven locas a todas las mujeres, clítoris y vagina? Pues eso…la mejor combinación para cualquier mujer. Los vibradores tipo conejito rampante hacen posible los imposible. Están pensados para poder estimular la zona que más te guste: vagina, clítoris o ambas a la vez. Es un 2x1 a tu servicio. Aquí la variedad también es casi infinita: Longitud, diámetro, tipo de rotación, velocidades…vamos, que ¡por posibilidades que no sea!

    Vibradores conejito rampante
  • Punto G

    Sin duda es uno de los puntos de mayor placer dentro de la vagina. Muchos estudios aseguran que el verdadero truco del orgasmo vaginal radica en la estimulación del punto G.

    Es por ello que su estimulación se ha convertido en uno de los objetivos de las noches más excitantes. Encontrarlo no siempre es fácil, ¡pero tranquila porque hay solución! Los vibradores pensados para estimular esta zona tienen una forma curvada (tipo gancho) que permiten llegar a esos 3 a 5 centímetros desde la entrada en la pared anterior vaginal donde se encuentra.

    Vibradores punto G
  • Vibradores anales

    Una de las zonas prohibidas todavía para muchas personas. Pero lo que muchos no saben es que se trata de una de las zonas más placenteras, ¡y esto aplica a hombres y a mujeres! Los que se atreven siempre lo dicen, la estimulación en esa zona les hace sentir los orgasmos más increíbles y duraderos. ¿A que te han entrado ganas de probarlo?

    Por otra parte, tanto para hombres como mujeres, la zona del ano está repleta de terminaciones lo que se traduce con una mayor sensibilidad al tacto.

    Vibradores anales
  • Sofisticados y vibradores para parejas

    Creados para las personas o parejas que buscan un punto más en la estimulación, con estos vibradores puedes entrar en una burbuja que te hará llegar al más potente orgasmo. La mayoría de ellos están preparados para ser utilizados durante el acto sexual de una pareja, dando el mayor placer a ambos, y haciendo que toda la experiencia sea un acto de pareja.

    Además si eres de las que aman el diseño, estos te dejarán con la boca abierta con su estilo minimalista, sofisticado, y hasta a veces futurístico.

    Vibradores sofisticados

5. TAMAÑOS: Ir de menos a más es lo más adecuado.

No te lances a por lo más grande. Desde luego son juguetes muy tentadores pero al elegir tu primer vibrador sería más conveniente que bajaras un poco el listón. Esto también es un tema de aprendizaje y es mejor ir poquito a poco. Cuanto más experimentes con tamaños medianos o pequeños es probable que aprendas más rápido de lo que imaginas y puedas pasar a la siguiente lección.

Son muchas las medidas que pueden tener los vibradores, pero normalmente se agrupan en tres categorías:

  • Tamaño pequeño: Hasta 12 cm

    Son perfectos para llevar de viaje o para echar al bolso sin que abulten demasiado (hasta los hay con forma de pintalabios). Son manejables y sus precios suelen ser bastante económicos. Por desgracia no suelen tener demasiadas prestaciones.

  • Tamaño mediano: Entre 12 y 18 cm

    Son los más similares a las medidas de un pene real, y junto con los anteriores pueden ser los idóneos para empezar. En esta categoría es donde se engloban la mayoría de los vibradores del mercado ya que son los más habituales en la compra de juguetes eróticos. Entre ellos se encuentran todo tipo de prestaciones, calidades y precios.

  • Tamaño grande: Mas de 18 cm

    Son los usados por las personas ya acostumbradas a usar dildos o vibradores, y que disfrutan de penes muy grandes. ¡No es el más adecuado para personas sin experiencia!, a pesar de que hayas tenido experiencias con penes grandes siempre recomendamos empezar con un pequeño o mediano. Además, con este tipo de tamaños siempre es recomendable usar lubricantes que faciliten la penetración.

Como comentábamos antes, mejor empieza por los dos primeros y después ve subiendo, así comprobarás en qué medida te sientes más cómoda ;)

Tamaños de los vibradores

6. MATERIALES

Ahora viene decidir qué material es el más adecuado para nuestro vibrador. Presta atención porque hay diversidad, ¡y mucha!

  • Silicona

    Sin duda alguna, el material más común para los juguetes eróticos. Su uso es cada vez más habitual en vibradores y es como suelen están fabricados los de mayor calidad. Se trata de uno de los mejores materiales utilizados a día de hoy y ¡uno de los que más gustan! ¿los motivos? Su suavidad, su flexibilidad, su firmeza, su calidad…además retiene la temperatura corporal por lo que se calienta fácilmente con el contacto del cuerpo, vamos, de lo mejorcito que nos podemos encontrar.

    Es un material hipoalergénico y para una mayor seguridad se puede, primero lavar con un limpiador específico para este tipo de juguetes, y más tarde hervirlo en agua unos minutos para conseguir así una mayor desinfección. Con un cuidado adecuado, este material permite una durabilidad de años.

    Si hay que encontrarle alguna pega sería el precio, que suele ser algo mayor al resto, y su compatibilidad con lubricantes, ya que sólo es compatible con los lubricantes de base agua. ¡Ojo!, Los lubricantes de silicona desgastan los juguetes eróticos fabricados con silicona por lo que están totalmente desaconsejados.

  • PVC

    El material clásico en los juguetes eróticos. Los vibradores hechos con este material suelen ser de los más duros, para aquellas personas que buscan resistencia y potencia en la vibración. Es el material perfecto si se busca una estimulación externa y firme.

    Al no tener superficies porosas son uno de los más fáciles de limpiar (aunque es muy recomendable utilizar productos de limpieza específicos para este tipo de productos) se pueden limpiar también con un poco de agua y jabón de pH neutro. Por lo general son resistente al agua y permiten un largo periodo de almacenamiento. Perfecto para usarlo con todo tipo de lubricantes, tanto de sabores, anales, base agua o silicona.

  • Plástico ABS

    Este plástico se encuentra normalmente combinado con silicona para conseguir productos más económicos. Se trata de un material que permite robustas vibraciones pero al mismo tiempo elástico. Muy común en el uso de masajeadores y en muchas ocasiones formando parte de las partes externas de los vibradores, como el mango, los botones o la estructura.

  • Gelatina

    Se trata de un material muy versátil y uno de los más flexibles y blandos. Se puede presentar con diferentes tipos de textura, desde rugosa a totalmente lisa. La amplia cantidad de colores con los que se pueden encontrar hace que además sean de los más divertidos.

    La gelatina es uno de los materiales más económicos, lo que permite adaptarse a cualquier bolsillo. Puede oler un poco al principio, pero con una rutina adecuada de limpieza, el olor desaparece. ¡Importante! Se trata de un material bastante poroso, por lo que es vital limpiarlo antes de utilizar y después para evitar cualquier infección o crecimiento bacteriano. Por eso es importante guardarlo en un lugar fresco, sin exposición directa a la luz y sin contacto directo con otros juguetes.

    Los lubricantes compatibles serían los de base de agua. Evitar (como en el caso de la silicona) aquellos lubricantes de base de silicona.

  • TPR (Caucho termoplástico) y TPE (Elastómero termoplástico)

    Se trata de un material de dureza y flexibilidad intermedio entre el PVC y la silicona. Lo más común es encontrarlo combinado con silicona para aportar una textura muy similar a la piel real. Esta combinación de materiales se conoce también por el nombre de Realskin o Cyberskin.

    De tacto natural y elasticidad media. Permite que los vibradores sean la réplica más natural a un pene de verdad. Por eso los vibradores que más utilizan esta combinación son los de tipo “realísticos”. Perfecto para todas aquellas personas que busquen una sensación de lo más real.

    El lubricante compatible para este tipo de material es de base acuosa y su limpieza es fácil, a ser posible con un limpiador específico para juguetes eróticos.

  • Cristal

    Aunque a priori parece un material sensible, es uno de los más resistentes en este tipo de juguetes. El cristal más utilizado en este tipo de vibradores es el Pirex, un cristal resistente a golpes y suave al tacto. Se trata además de un material no poroso, perfecto para evitar posibles infecciones y de muy fácil limpieza con limpiador especial o, simplemente agua tibia y jabón neutro.

    Lo bueno del uso de este material en vibradores es el juego que permite. Se puede calentar o enfriar. Según tengas el día, puedes probar a enfriarlo en la nevera o sumergirlo en agua caliente y experimentar en tu cuerpo sensaciones de lo más extremas!

    Eso sí, por el tipo de material del que se trata, siempre se recomienda usarlo junto a un lubricante. El que más te guste, ¡puede utilizarse con todos! Y además no es necesario poner mucho porque su efecto deslizante se consigue enseguida.

  • Metal

    Llegamos a uno de los materiales más sofisticados. Podemos encontrar desde vibradores de oro, plata, latón, titanio, aluminio e incluso acero inoxidable. Pero no es sólo la sofisticación lo que debe hacernos inclinarnos por este material, su firmeza, rigidez son también características a tener en cuenta cuando se trata de vibradores de metal.

    Si además eres un amante del BDSM este es tu material. Son los más resistentes a rupturas y los que más “marcha” permiten. Se caracterizan por la sensación de peso que generan y por su alta resistencia de retención de frío y/o calor, lo que permite dirigir el juego de la manera que más te guste.

    Es uno de los materiales más utilizados para vibradores y consoladores anales ya que permite esterilizarlos sumergiéndolos en agua hirviendo. Para su limpieza se puede utilizar también limpiadores específicos para este tipo de juguetes o agua y jabón neutro.

    No es poroso, por lo que se convierte en una de las opciones más salubres e higiénicas. Al igual que el vidrio, para los vibradores de metal es aconsejable el uso de lubricantes (acepta todos) para obtener un mayor deslizamiento.

7. ¿PILAS O BATERÍA RECARGABLE?: ¡Que no paren los motores!

¿Eres de las duraderas? En esta elección todo dependerá de si eres de las que pasas poco tiempo estimulándote y con la carga de unas pilas que renuevas de vez en cuando te sobra; o si por el contrario eres más insaciable y prefieres enchufarlo a la luz y recargarlo cuando quieras.

Hay que tener en cuenta, que en la mayoría de los casos, los vibradores con pilas te saldrán más económicos que los que vienen con batería recargable, y por supuesto con cargador. Pero ya sabes que dependiendo del producto en muchas ocasiones lo barato sale caro.

Además debes saber que otro de los beneficios de los vibradores recargables es que suelen venir con cable USB, por lo que puedes enchufarlo donde más cómodo te sea: ordenador o directamente en el enchufe de la corriente.

Si te decides en cambio por lo vibradores con batería te gustará saber que las pilas más utilizadas son: AA o AAA, y en el caso de los vibradores más pequeños las pilas más comunes suelen ser las de LR44, sobre todo en el caso de las balas vibratorias.

Más información que te interesará saber es que estas pilas son fáciles de encontrar en cualquier tienda, supermercado y cómo no, también puedes encontrarlas en Diversual.


8. SUMERGIBLES, RESISTENTES AL AGUA ¿Lo vas a usar en la ducha?

Si aún quieres sacarle más partido a tu nuevo vibrador, prueba a utilizarlo en la ducha. Claro, para ello al elegir tu primer vibrador asegúrate de que sea impermeable. Agua tibia, masaje entre las piernas, ritmo, excitación… Es una combinación de factores que conducen a un orgasmo casi seguro. Procura que nadie tenga que ducharse después de ti porque acabarás con toda el agua caliente.

¡Ojo! Que sea resistente al agua no implica que sea sumergible.

El primero podrás usarlo en lugares húmedos o incluso meterlo bajo el agua para limpiarlo, y podrás dormir tranquila sabiendo que si le cae agua no se estropeará; en el otro podrás usarlo en bajo el agua, meterte con el en la bañera o, incluso si se tercia, jugar en la piscina.

Vibradores para usar en el agua

9. COLORES: ¿Cual es el que mejor combina contigo?

Colores de todo tipo para los vibradoresLo de “para gustos los colores” nos viene perfecto ahora mismo. Hay toda una infinidad de colores en el reino de los juguetes sexuales, elige el que más se identifique contigo, el que más te guste, y porque no, el que más te excite visualmente.

Hay gente que prefiere colores que hagan al vibrador más discreto, como por ejemplo negro o transparente. Por otro lado los clientes más atrevidos se lanzan a colores pastel como por ejemplo, el rosa, el morado y el lila, los cuales son los grandes triunfadores.

También está el público que busca la realidad de una penetración masculina, tanto en el producto como en el color, por eso los vibradores realísticos de color carne también presiden el pódium de los juguetes más deseados.


10. GUARDADO, LIMPIEZA Y MANTENIMIENTO

Recuerda que estás jugando con una parte muy íntima y delicada, así que mantener limpios y bien guardados tus juguetes es primordial para poder disfrutar de ellos la próxima vez.

Por cierto, un secreto, silicona con silicona no casa muy bien, por eso intenta no guardar los materiales de este material juntos. Tampoco los guardes en sitios de mucho calor.

Los vibradores llevan su caja totalmente cerrada para que los recibas totalmente limpios y aislados, intenta en el día a día mantenerlos así, que no estén sueltos y en contacto con otros objetos que puedan ensuciarlos.

Te recomendamos que los guardes en su caja original o en alguna bolsita.

En todo caso, hay infinidad de productos para limpiar los juguetes sexuales, en Diversual podrás encontrar una gran variedad con los que obtener una práctica higiénica y segura con tu vibrador.

En caso de que los productos sean sumergibles, puedes meterlos debajo del grifo sin problemas o limpiarlos con un paño húmedo y un poco de jabón o de limpiador específico.

Respecto a los productos que funcionen con pilas, es recomendable guardarlos sin ellas, especialmente si no vas a usarlos de manera habitual. Esto se debe, a que por un lado pueden corroer el producto, y por el otro pueden agotarse. Y no hay nada más triste que un vibrador con poco brío.


11. GARANTÍAS: 2 años de funcionamiento asegurado.

Todos nuestros productos disponen de una garantía de 2 años desde el momento que lo recibas. Queremos asegurarnos que tu vibrador siga funcionando mucho tiempo como el primer día, así que si en algún momento te falla te lo cambiamos o reparamos de manera totalmente gratuita. ¡Esperemos que solo nos dé orgasmos, y ningún problema!

Garantía de 2 años con Diversual